La desaceleración económica que está sufriendo América Latina afecta a algunos de los procesos electorales que están en marcha, e incluso a los Gobiernos recién elegidos. Pero, en ningún caso se espera que la región se vaya a cuestionar, de forma generalizada, la democracia que tanto costó construir.

Esta es una de las conclusiones centrales del panel celebrado este martes por el Programa América Latina del laboratorio de ideas Wilson Center de Washington, EE UU, sobre el ciclo electoral 2014-2015, en coordinación con EL PAÍS, la cadena NTN24 y el Instituto Internacional para la Democracia y la Asistencia Electoral (IDEA Internacional).

"Hay un consenso dentro de América Latina y dentro de los ciudadanos de que la democracia es un valor", ha subrayado la consultora Ivana Deheza al término del evento, en el que se analizaron los procesos electorales de 2014 y los que quedan en 2015 en Centroamérica, Sudamérica y la región andina. 

[...]

To read the full article, click here.