[...]

Justo antes de que se anunciara la visita del embajador Thomas Shannon, un foro instalado en el Centro Woodrow Wilson ponía en perspectiva el combate a la violencia y la prevención del crimen en la región con los fondos que destinan los contribuyentes de Estados Unidos.

Un panel de especialistas titulado "Están trabajando los programas de prevención de violencia y del crimen en Centroamérica", trató de escurrir insumos de un selecto grupo de académicos.

Los expertos explicaron las tesis sobre la región y cómo sigue siendo medular para Estados Unidos revisar lo que atañe al istmo cuando es la antesala del territorio y de su principal socio del sur, México.

"Los contribuyentes de Estados Unidos han estado financiando los programas de seguridad ciudadana en América Central durante seis años. La pregunta es si estos esfuerzos están teniendo un impacto en la delincuencia y la violencia que ha sacudido a la región y ha llevado a la migración sin precedentes de los menores no acompañados hacia los Estados Unidos", expuso el tanque de pensamiento.

Las presentaciones estuvieron a cargo del profesor Mitch A. Seligson, director y fundador del Proyecto de Opinión Pública para América Latina; también estuvo en administrador asociado de la Agencia Internacional de los Estados Unidos para el Desarrollo, USAID, Mark Feierstein.

Los especialistas coincidieron que si bien se ha avanzado en algunos protocolos para hacer mediciones de impacto sobre los programas de prevención de violencia, aún hay mucho terreno donde se deben repensar las estrategias para mejorar la seguridad ciudadana y combatir el crimen en una región que puntea entre las tasas más altas de homicidios en el mundo.

[...]

To read the full article, click here.